Álvaro Fernández Heredia y Samuel Romero Aporta

MOVILIDAD SOSTENIBLE. TAMBIÉN ES CUESTIÓN DE ÉTICA POLÍTICA

Lunes 30 de enero de 2017, 20:30 h

La movilidad en Madrid se ha convertido en una cuestión política esencial. Lo ha sido siempre, pero ahora acapara una parte sustancial del espacio mediático en contraposición a otras épocas. En la planificación de la movilidad de un entorno urbano intervienen muchos factores y, como en cualquier otra actividad de la polis, las decisiones sobre cómo debe resolverse tienen un alto componente de consenso social. Es radicalmente falsa la idea de una política de movilidad neutral, así como tramposa la relectura neoliberal que aboga por dejar elegir a los ciudadanos cómo transportarse. Porque esa propia lectura configura la realidad de la ciudad. Cuando en las decisiones de movilidad obviamos sus costes sociales, cuando ocultamos las implicaciones de exclusión que generan determinadas opciones o cuando actuamos de forma encubierta contra el interés general, ya no se trata de decisiones políticas, sino de un enfoque moralmente cuestionable. Como comunidad debemos poder construir el pacto social sobre la movilidad que deseemos, y debemos llegar a él desde el conocimiento y el diálogo. Dos expertos comprometidos en resolver la movilidad urbana desde el día a día de la ciudad de Madrid, nos ayudan en esta reflexión.

Compartir:
  • Facebook
  • LinkedIn
  • Meneame
  • PDF
  • Twitter